domingo, 22 de junio de 2008

Winehouse padece efisema


“Estoy aprendiendo a vivir mi muerte” (Abel Desestress)

A causa de las adiciones, Amy Winehouse sufre de una enfermedad pulmonar crónica; los médicos determinaron que si sigue consumiendo drogas podría poner en peligro su vida

LONDRES, Inglaterra, junio, 22, 2008.- La cantante británica Amy Winehouse padece enfisema, una enfermedad pulmonar crónica, que ha contraído al fumar crack (derivado de la cocaína) y cigarrillos, según ha confirmado su padre, Mitch Winehouse.

En una entrevista con el diario Sunday Mirror, el padre explicó que la enfermedad de su hija, internada el pasado lunes en un hospital de Londres tras sufrir un desmayo, aún se encuentra en una "primera fase".

"Los médicos le han dicho que si vuelve a fumar drogas, eso no sólo arruinará su voz, sino que la matará a ella", afirmó el señor Winehouse.

La cantante, de 24 años, ha prometido dejar las drogas y someterse a un programa de desintoxicación, aunque su padre teme que su círculo de amistades le empuje a incumplir su palabra.

"Les digo a los traficantes de droga, y ellos saben quiénes son, que si suministran crack a Amy, tendrán que asumir la responsabilidad", advirtió Mitch Winehouse.

El padre tampoco quiere ver a su hija con "amigos como Pete Doherty", cantante de la banda británica Babyshambles y drogadicto confeso.

"¿Qué esperanza -se pregunta- tiene ella si se rodea de gente que toma drogas?".

La convalecencia de Amy Winehouse pone en duda su participación en el concierto que tendrá lugar el próximo viernes en el londinense Hyde Park para celebrar el nonagésimo cumpleaños del ex presidente sudafricano Nelson Mandela.

Aunque su padre no se pronunció sobre ese concierto, sí manifestó su esperanza de que la cantante pueda actuar al día siguiente en el Festival de Glastonbury, una de las citas musicales más importantes de Europa.